banner gobierno regional de La Libertad César Acuña Publicidad

Chan Chan: programa Museos Abiertos convocó más de 30 mil personas en el 2023

Cada primer domingo del mes, el Museo de Sitio Chan Chan se convierte en el punto de encuentro cultural y artístico de la ciudad de Trujillo, región La Libertad, gracias a una serie de actividades que se preparan en el marco del programa Museos Abiertos (MUA) y que atrae tanto a turistas nacionales y extranjeros.

Según la Dirección Desconcentrada de Cultura (DDC) de La Libertad, solo durante los 12 primeros domingos del año, el Museo de Sitio Chan Chan fue visitado por más de 30,000 personas, quienes pudieron disfrutar de conciertos, exhibición de danzas, títeres, ballet en vivo, teatro, gastronomía, exposición venta de artesanía, talleres para niños y adultos y mucho más.

Con cada una de estas actividades se refuerza también los conocimientos sobre la cultural Chimú y lo valores universales de Chan Chan, declarado Patrimonio de la Humanidad por la Unesco desde 1986.

El primer domingo de agosto fue uno de los más destacados, pues Chan Chan recibió la visita de 4,520 personas, entre nacionales y extranjeros; una cifra sin precedentes y que confirma que el programa Museos Abiertos tiene un impacto positivo en la población.

OTRAS ESTRATEGIAS

Sin embargo, esta no es la única estrategia para fortalecer los valores universales de Chan Chan. También se están promoviendo una serie de actividades lúdicas e inclusivas que permite la activa participación de la comunidad, fortalecer la identidad y generar sentido de pertenencia en el patrimonio arqueológico.

Los juegos interactivos fueron diseñados por la promotora cultural, Marlene Pilco y se comparten con los visitantes del museo. El material didáctico, tiene nombres originales, como “Memochimú”, relaciona piezas y nombres, “Pieznomchimú”; Juguemos Salas chimú, Tablero Rapivisuchimú y Crea tu secuencia con el «Secuenchimú».

De esta manera, los visitantes nacionales y extranjeros disfrutan de esta parte lúdica que ofrece Chan Chan, relacionando piezas y nombres; completando tableros y creando secuencias, todo de manera didáctica y lúdica. Así se difunde Chan Chan entre niños, jóvenes y adultos.

PRIMEROS BENEFICIADOS

Los primeros visitantes que participaron de esta experiencia fueron de Estados Unidos, Suecia, Colombia y Venezuela. Mientras que los visitantes nacionales fueron de Chimbote Lambayeque, Huaraz, Lima y Chiclayo. Todos ellos pusieron a prueba su memoria y habilidad visual.

“El museo que guarda la memoria de la cultura Chimú, se ha convertido en una ventana de oportunidades para vincular a los nuevos herederos de Chan Chan, valorando la capacidad creativa de nuestros ancestros. Por eso, estamos creando actividades inclusivas, atractivas y complementarias”, acotó David Calderón De Los Rios, director de la DDC La Libertad.

Por su parte, el arqueólogo residente de Complejo Arqueológico de Chan Chan y Museo de Sitio, Víctor Piminchumo destacó que, “esta iniciativa se complementa con actividades culturales permanentes, que permiten ejercer el derecho cultural de la ciudadanía, sin dejar de considerar la participación activa de la población vulnerable y los niños de las escuelas del entorno”.

CONJUGANDO EL VERBO INCLUIR

Otra de las maneras de difundir los valores universales de Chan Chan entre sus visitantes es a través de las actividades de sensibilización y difusión del patrimonio cultural, a cargo de la licenciada en turismo, Karen Sánchez Ortiz. Esta actividad cultural inclusiva permite que adultos mayores y personas con discapacidad, visiten el Museo de Sitio Chan Chan y huaca Toledo.

Además, participan del taller de elaboración de relieves chimú, donde con el uso del barro, recrean la decoración de los muros de Chan Chan.

PATRIMONIO INMATERIAL

La revaloración también se focaliza en la tradición oral, especialmente, entre los escolares de la Institución Educativa Milenario Chan Chan, ubicada a pocos metros del museo, en el centro poblado de Villa del Mar.

La experiencia radica en compartir con alumnos y profesores, material impreso de tradición oral variado: cuentos, leyendas, mitos, plegarias, canticos, entre otros. Después de hacer la lectura se reflexiona sobre su contenido, así como se valora y fortalece su identidad y sentido de pertenencia con su localidad.

NOTICIAS RECIENTES